Tu Municipio Reseña Histórica
Los    poblados    en    el    valle    de    Amecameca    datan    del    periodo formativo      temprano,      la      población      del      valle      entonces      y posteriormente    residió    en    pequeños    poblados    dispersos.    Este patrón   disperso   continuó   hasta   el   período   Azteca   tardío   cuando alrededor   del   90   por   ciento   de   la   población   vivía   en   el   sitio   de Amaquemecan. El   primer   grupo   de   chichimecas   a   establecerse   en   Amaquemecan arribó     en     1268     los     cuales,     eran     llamados     totolimpanecas. Posteriormente   vino   otro   linaje   totolimpaneca.   Estos   dos   grupos poblaron        los        barrios        denominados        Itztlacozauhcan        y Tlayllotlacan   Amaquemecan.   En   1269   otro   grupo   chichimeca   (los tenancas),      pobló      los      barrios      de      Tzacualtitlan      Tenanco Amaquemecan   y   Atlauhtlan   Tzacualtitlan   Amaquemecan;   ambos grupos    ejercieron    el    mando    en    sus    propios    territorios,    a    sus fundaciones     las     llamaron:     Chiconcuac     (siete     serpiente)     y Atlauhtlan   (entre   barrancas),   respectivamente.   En   1336   un   nieto de   Atonaltzin,   funda   el   quinto   altepetl   de   Amaquemecan   con   el nombre       de       Tlaylloltlacan       Teohuacan.       Los       amaquemes practicaban    ritos    religiosos    en    templos    urbanos    y    adoratorios ubicados en las cimas de las colinas y en cavernas. En   1465,   los   mexicas   conquistaron   a   los   chalcas,   reemplazando   a los   soberanos   chalcas   con   gobernadores   militares   apoderándose de    las    tierras    agrícolas    para    la    manutención    de    los    nobles mexicas,    transformando    a    varias    sociedades    en    una    provincia tributaria   y   administrativa,   con   la   ciudad-estado   de   Tlalmanalco a   la   cabeza.   Así   Amaquemecan   y   Chalco   vinieron   a   ser   parte   del sistema   azteca,   participando   con   las   otras   dependencias   del   valle de México en guerras fuera del valle. En    Amaquemecan    el    modelo    más    común    del    soberano    fue    la sucesión   padre   a   hijo   pero   también   hay   evidencia   de   que   si   un hijo   no   podía   o   no   debía   aceptar   el   cargo,   el   título   iba   a   un   hijo más joven o a un hermano del soberano.  En     1519,     Cortés     apuntó     que     Amecameca     tenía     casas     bien construidas    y    era    la    residencia    de    un    soberano    o    señor,    que contaba   con   sus   alrededores   de   unos   20   mil   habitantes.   Fueron los franciscanos quienes evangelizaron la región En     1599,     Amecameca     tenía     13     sujetos     (dependencias),     su territorio   media   dos   leguas   de   norte   a   sur   y   cuatro   o   cinco   leguas de      este      a      oeste,      las      cuales      sumaban      un      área      de aproximadamente 128 km2. La   región   Chalco-Amaquemecan   tenía   ciertas   características   que devinieron   en   una   expansión   de   la   colonización   muy   temprana. Su    cercanía    con    la    ciudad    de    México,    la    importancia    de    sus centros   políticos   precoloniales,   la   alta   densidad   de   su   población, su   situación   dentro   del   sistema   lacustre   y   sobre   todo,   su   posición estratégica.   Antes   de   1530,   Hernán   Cortés,   otros   encomenderos   y funcionarios      de      la      ciudad      ya      cosechaban      aquí      trigo      y desarrollaron la cría de ovejas y mulas. Después    de    1550    la    actividad    principal    de    la    región    fue    la agricultura    comercial.    Sobresalieron    el    pulque    de    la    porción norte   y   el   maíz   en   la   zona   aledaña   a   Chalco.   En   el   siglo   XVII, continuaron     los     cambios     en     ésta     región.     Amecameca     se consolidó     como     importante     paso     caminero.     Los     viajeros     y comerciantes   que   hacían   escala   aquí   multiplicaron   mesones   y ventas.  Cabe    destacar    la    permanencia    de    Juana    Inés    Ramírez    en    la hacienda   de   Panoaya,   donde   vivió   de   1651   a   1663,   al   cuidado   de su     madre     Isabel     Ramírez     y     su     abuelo     Pedro     Ramírez     de Santillana.
.
Tu Municipio Reseña Histórica
Los   poblados   en   el   valle   de   Amecameca datan   del   periodo   formativo   temprano,   la población        del        valle        entonces        y posteriormente      residió      en      pequeños poblados   dispersos.   Este   patrón   disperso continuó    hasta    el    período    Azteca    tardío cuando   alrededor   del   90   por   ciento   de   la población        vivía        en        el        sitio        de Amaquemecan. El      primer      grupo      de      chichimecas      a establecerse   en   Amaquemecan   arribó   en 1268        los        cuales,        eran        llamados totolimpanecas.   Posteriormente   vino   otro linaje    totolimpaneca.    Estos    dos    grupos poblaron        los        barrios        denominados Itztlacozauhcan             y             Tlayllotlacan Amaquemecan.      En      1269      otro      grupo chichimeca      (los      tenancas),      pobló      los barrios         de         Tzacualtitlan         Tenanco Amaquemecan   y   Atlauhtlan   Tzacualtitlan Amaquemecan;   ambos   grupos   ejercieron el   mando   en   sus   propios   territorios,   a   sus fundaciones     las     llamaron:     Chiconcuac (siete      serpiente)      y      Atlauhtlan      (entre barrancas),   respectivamente.   En   1336   un nieto     de     Atonaltzin,     funda     el     quinto altepetl   de   Amaquemecan   con   el   nombre de         Tlaylloltlacan         Teohuacan.         Los amaquemes    practicaban    ritos    religiosos en      templos      urbanos      y      adoratorios ubicados   en   las   cimas   de   las   colinas   y   en cavernas. En   1465,   los   mexicas   conquistaron   a   los chalcas,    reemplazando    a    los    soberanos chalcas       con       gobernadores       militares apoderándose     de     las     tierras     agrícolas para     la     manutención     de     los     nobles mexicas,        transformando        a        varias sociedades   en   una   provincia   tributaria   y administrativa,    con    la    ciudad-estado    de Tlalmanalco         a         la         cabeza.         Así Amaquemecan    y    Chalco    vinieron    a    ser parte    del    sistema    azteca,    participando con    las    otras    dependencias    del    valle    de México en guerras fuera del valle. En   Amaquemecan   el   modelo   más   común del   soberano   fue   la   sucesión   padre   a   hijo pero   también   hay   evidencia   de   que   si   un hijo   no   podía   o   no   debía   aceptar   el   cargo, el   título   iba   a   un   hijo   más   joven   o   a   un hermano del soberano.  En   1519,   Cortés   apuntó   que   Amecameca tenía    casas    bien    construidas    y    era    la residencia   de   un   soberano   o   señor,   que contaba   con   sus   alrededores   de   unos   20 mil    habitantes.    Fueron    los    franciscanos quienes evangelizaron la región En    1599,    Amecameca    tenía    13    sujetos (dependencias),    su    territorio    media    dos leguas    de    norte    a    sur    y    cuatro    o    cinco leguas      de      este      a      oeste,      las      cuales sumaban    un    área    de    aproximadamente 128 km2. La     región     Chalco-Amaquemecan     tenía ciertas   características   que   devinieron   en una    expansión    de    la    colonización    muy temprana.   Su   cercanía   con   la   ciudad   de México,    la    importancia    de    sus    centros políticos    precoloniales,    la    alta    densidad de   su   población,   su   situación   dentro   del sistema   lacustre   y   sobre   todo,   su   posición estratégica.      Antes      de      1530,      Hernán Cortés,          otros          encomenderos          y funcionarios   de   la   ciudad   ya   cosechaban aquí   trigo   y   desarrollaron   la   cría   de   ovejas y mulas. Después   de   1550   la   actividad   principal   de la    región    fue    la    agricultura    comercial. Sobresalieron    el    pulque    de    la    porción norte    y    el    maíz    en    la    zona    aledaña    a Chalco.    En    el    siglo    XVII,    continuaron    los cambios    en    ésta    región.    Amecameca    se consolidó        como        importante        paso caminero.    Los    viajeros    y    comerciantes que     hacían     escala     aquí     multiplicaron mesones y ventas.  Cabe    destacar    la    permanencia    de    Juana Inés   Ramírez   en   la   hacienda   de   Panoaya, donde   vivió   de   1651   a   1663,   al   cuidado   de su    madre    Isabel    Ramírez    y    su    abuelo Pedro Ramírez de Santillana.